Con la llegada del buen tiempo somos muchos los que nos vamos a disfrutar de nuestras maravillosas playas.

Queremos incidir en la importancia de respetar unas pocas y sencillas normas que compatibilicen los distintos usos de las playas que hacemos los bañistas, los buceadores y los  usuarios embarcaciones,  motos acuáticas y demás artefactos flotantes.   

Para garantizar la seguridad de los usuarios de las playas, y especialmente de los bañistas, las Autoridades han establecido en la línea de playa zonas de protección, generalmente balizadas. 

Recuerde que en las zonas de baño debidamente balizadas está prohibida la navegación deportiva y de recreo, y la utilización de cualquier tipo de embarcación o medio flotante movido a vela o motor. El lanzamiento o varada de embarcaciones deberá hacerse a través de canales debidamente señalizados. 

En los tramos de costa que no estén balizados, se entenderá que la zona de baño ocupa la zona contigua a la costa de una anchura de 200 metros en las playas y 50 metros en el resto de la costa. Dentro de estas zonas no balizadas no se deberá navegar a una velocidad superior a 3 nudos. Todas las embarcaciones o artefactos flotantes, cualquiera que sea su medio de propulsión, que salgan  o se dirijan a las playas, deberán hacerlo perpendicularmente a tierra, navegando con precaución y siempre a menos de tres nudos desde los 200 metros hasta la costa, o viceversa. Si existen canales balizados de acceso, estos se usarán obligatoriamente. 

Las motos acuáticas, dada su potencia, deberán extremar la precaución en los accesos a la playa,  Si no hay canal balizado, es aconsejable que realicen las aproximaciones a la playa por los extremos de ésta, a ser posible. No pueden navegar de noche y es importante que respeten la distancia de seguridad con las demás embarcaciones. 

Recuerde que está prohibido fondear en los canales de acceso a los puertos, calas y playas (si están balizadas), y dentro de las zonas de baño debidamente balizadas. En todo momento debe respetar estas zonas, tanto por su seguridad como por la de los demás. 

Los buceadores y aficionados a la pesca submarina, es muy importante que respeten la obligación de señalizar su situación con la pertinente  boya naranja o azul y blanca.  

 

Los pescadores deberán igualmente respetar las zonas de baño y prestar especial atención a que  sus aparejos de pesca no causen daños a los demás. 

En los Parques Nacionales Marítimo Terrestres existen normas especiales que es conveniente conocer antes de ir. Informarse de los permisos necesarios para navegar, fondear, bucear, etc, dentro de sus límites.

 No obstante, tenga en cuenta que, siendo nuestro litoral tan extenso, hay muchas playas y zonas de baño sin ninguna señalización ni vigilancia. En estos lugares y circunstancias es crucial extremar la prudencia y evitar todo riesgo. 

No podemos finalizar sin tener en cuenta el respeto al medioambiente. Esta totalmente prohibido, y aunque no lo estuviera da igual, arrojar al mar plásticos, vidrios, embalajes, o cualquier tipo de desperdicio o basura, aceites, combustibles, sedales, …. Queremos insistir ello, dejemos la mar como la hemos encontrado. Lo último que nos esperamos cuando estamos en una cala es vernos rodeados de basura. Si nos gusta la mar, respetémosla, por favor.